Oficialismo y oposición boliviana, con voces dispares sobre la crisis en Perú y destitución de Castillo

Hay quienes dicen que Perú dio ejemplo de independencia de poderes y defensa de la democracia, mientras otros apuntan a la “derecha fujimorista” de estar en contra de líderes indígenas

Publicado el: 07/12/2022
Por Álvaro Rosales Melgar
Image
[EFE] / Foto referencial

Tras la destitución de Pedro Castillo como presidente de Perú, surgieron voces dispares en la arena política boliviana. Mientras la oposición ve que en el vecino país se respetó la independencia de poderes, los líderes alineados con la izquierda acusan a la “derecha” de ir contra los líderes indígenas.

Para el diputado Erwin Bazán (Creemos), este miércoles Perú dio ejemplo de independencia de poderes, defensa de la democracia y respeto a su Constitución y las leyes, por lo que resaltó la labor de los parlamentarios del vecino país que encararon la arremetida del expresidente Castillo que pretendió anular el Parlamento y disponer un estado de excepción.

“La ineficiencia, la improvisación y la corrupción que caracterizan al socialismo del siglo XXI de la que es partidario el ahora expresidente de Perú, Pedro Castillo, encontró el freno de la democracia y la independencia de poderes”, afirmó Bazán y agregó que las acciones del exmandatario son “propias de gobiernos totalitarios”.

Bazán dijo que existe un nexo político entre Pedro Castillo y Evo Morales, el que generó la propuesta de exportación de la política del Movimiento Al Socialismo (MAS), además de su política de producción y despenalización de la hoja de coca.

“Saludamos la posesión de la presidenta del Perú Dina Boluarte, resultado de la sucesión constitucional que evitó el intento de golpe de Estado de Pedro Castillo. Se impuso la salida democrática a una crisis que debe resolverse en el marco de la paz, la legalidad y la racionalidad”, expuso por su parte el líder de Comunidad Ciudadana (CC), Carlos Mesa.

Por su parte, la diputada Laura Luisa Nayar (CC) expresó que la justicia tarda, pero llega, por lo que la situación de Castillo es un duro golpe para la izquierda latinoamericana.

Desde la Cancillería boliviana, el mensaje tuvo otro tenor y, vía Twitter, expresaron que el Estado Boliviano tiene profunda preocupación por la crisis política en Perú, por lo que se hizo un llamado a todos los actores políticos a garantizar los principios democráticos, el orden constitucional y el Estado de Derecho.

Mientras que el jefe del MAS, Evo Morales, señaló que más allá de desaciertos y aciertos, Pedro Castillo y su familia merecen un trato humanitario y agregó que está en ejecución en América Latina la llamada “guerra híbrida” con el fin de perseguir, acusar y defenestrar a líderes que enfrentan políticas neoliberales de la derecha capitalista.

“Comprobamos una vez más que la oligarquía peruana y el imperio estadounidense no aceptan que líderes sindicales e indígenas lleguen al gobierno para trabajar por el pueblo”, expuso Morales, a tiempo de señalar que la crisis peruana fue provocada por la conspiración permanente de la derecha fujimorista y medios derechistas contra un gobierno elegido en las urnas cuyo “delito imperdonable” fue representar a los más pobres.

TE PUEDE INTERESAR: Embajador de Bolivia ante la OEA dice que se buscó “derrocar” a Pedro Castillo

Tags