Historias

Inocencia Flores, la santa con alma inocente que cumple milagros en Oruro

La última morada de Inocencia es una de las más frecuentas del Cementerio General. Ella murió hace más de 45 años, en una muerte que conmocionó a Oruro

09 de febrero de 2022

Aunque no se conoce su verdadera identidad, todos los días la tumba donde ha sido enterrada recibe visitas de quienes llegan agradecidos por el favor que les ha concedido y también de quienes llegan para conversar con ella y contarle sus problemas.

La ha matado su patrón con varias puñaladas, por no pagarle”, cuenta un hombre que frecuenta el Cementerio General de Oruro.

También te puede interesar: Alistaba su graduación como repostera pero murió al caer del micro en el que llevaba a su hijo a clases

El crimen con el que murió Inocencia ocurrió hace más de 45 años, ella entonces era muy joven, apenas tenía 20. Oruro quedó conmocionada por la crueldad con la que fue victimada.

Desde entonces comenzó a recibir visitas, los primeros meses y años eran muy pocas las personas que se acercaban a su tumba, hasta que alguien contó que se había puesto a conversar con ella y le cumplió con algunas promesas.

Hoy, la última morada de Inocencia es una de las más frecuentas del Cementerio General, pese al crudo invierno de algunos meses las flores no le faltan y también hay personas y familias que le han colocado plaquetas de agradecimiento.

“Alma mártir, en tu dolor en manos de una mente enfermera supiste perdonar la maldad de este mundo vil, los devotos oramos y rezamos para que obres en nuestro pedido”, señala una de las tantas plaquetas en la tumba de Inocencia.

Algunas personas llegan de rodillas donde la santa Inocencia y no faltan quienes están tan agradecidos que tienen los ojos humedecidos.

Un hombre que está en el lugar cuenta que para recibir ayuda de Inocencia no hay que tener miedo, hay que sentarse alado de su tumba y contarle los problemas. Algunos llegan con hojas de coca y un poco de alcohol para acompañar.

Alma inocente es, cumple trabajo, negocio, estudio, viaje o salud. Voy a venir a visitar tienes que decir”, explica el hombre.

“Una vez mi hermano hizo perder algo muy importante, le avise de Inocencia, vinimos y en la tarde vinieron a devolver acá”, relató una mujer.

Así es como Inocencia comenzó a tener visitas que ahora no son solo de Oruro, no solo la visitan de otros departamentos de Bolivia, hay quienes llegan desde otros lugares del mundo para pedirle ayuda y luego regresan a cumplir su promesa para visitarla y contarle cómo les ha ido.

Tags:
|